“La isla de las flores” (Jorge Furtado, 1989)

“La isla de las flores” es un documental que realizó el director de cine Jorge Furtado.

Resultado de imagen de la isla de las flores

Es un resumen muy crítico de lo que significa el proceso de transformación de un tomate  plantado por el señor Suzuki, un japonés, desde que nace y sale de un huerto, cambiado por dinero en el supermercado, cambiado por dinero de la señora Anita que ganaba de los perfumes que vendía creados por las plantas,  rechazado para la salsa de cerdo rechazado para el consumo de los cerdos, tirado a la basura, hasta que termina deshecho y abandonado en un basurero, para las personas pobres que no tienen dinero ni dueño.

El narrador va relatando a un ritmo bastante rápido, el proceso de la economía en el mundo, la tendencia consumista de los seres humanos altamente desarrollados para saber qué es bueno o malo, una mujer que vende perfumes por dinero,  se lucra, algo prohibido por los católicos pero ahora se permite, pues hay un mercado libre, con ese dinero compra carne, que proviene de los cerdos, mamíferos que son alimentos de personas no musulmanas, consumidos en un día, que tarda 24 horas en pasar. Éstos no tienen el encefalograma desarrollado como la señora, pero es un ser vivo, como las plantas.

La familia es un hombre y una mujer y los hijos que tienen ambos, de la banalidad de la pobreza en el mundo, donde las personas pobres sufren siempre las consecuencias del capitalismo que existe en la sociedad de los dueños de los cerdos que comen la basura de la isla de las flores.

Libre es el estado de aquel que tiene libertad.  Pero la libertad no hay nadie que la explique ni nadie que la entienda.

Recordar es vivir.

“The Swedish Theory of Love” (Erik Gandini, 2015)

Erik Gandini es un director italiano/sueco que ha realizado un documental titulado en castellano: “La teoría sueca del amor”. Trata sobre el individualismo que se vive actualmente en uno de los países más desarrollados del mundo: Suecia, y sobre los problemas que eso crea en la sociedad.

Imagen relacionada

Escena del documental de varios habitantes en Suecia

Suecia tiene el modelo de vida más alto del planeta, según algunos estudios. Pero viven en soledad, por ser autónomos e independientes. Sufren más depresión que en Etiopía, por ejemplo, donde viven con muy poco y aun así sonríen y viven la vida de una manera más feliz.

Allí trabaja un médico sueco, que con su buena intención y sabiduría, y muy pocos recursos materiales y económicos, realiza intervenciones quirúrgicas y cura a muchos pacientes del lugar.

Imagen relacionada

Médico trabajando en Etiopía

En esta sociedad en la que vivimos, parece que todo es perecedero, porque se construyen los objetos y las relaciones de manera frágil, por lo que tienden a desaparecer o desgastarse de forma constante, obsolescencia programada lo llaman.

Imagen relacionada

Pasajeros en un metro de Suecia

También está en el documental entrevistado Z. Bauman, el gran sociólogo, que trata el tema del mundo líquido, el amor líquido, el trabajo o, en general, la vida líquida, donde todo es bastante efímero y volátil.

A causa del neoliberalismo, creado por el creciente capitalismo se han llegado a crear conflictos en las sociedades más desarrolladas, del llamado primer mundo. Actualmente, la gente de clase más baja, con dificultades económicas en éste, se denomina el cuarto mundo, pues carecen de muchos recursos al igual que en el llamado tercer mundo.

Resultado de imagen de la teoria sueca del amor

Zygmunt Bauman

Por lo tanto, se debería pensar en cómo se puede modificar este desequilibrio, este desajuste humano, a la hora del crecimiento económico en la sociedad. Si en realidad sólo existe un interés económico- político de los que gobiernan y/o si se está haciendo de manera inadecuada.

Y me pregunto si realmente el mundo se quiere construir con valores humanos como el amor, justicia, respeto, tolerancia y democracia para lograr una igualdad real entre todas las culturas tan diversas que existen en el planeta.

Consumismo

Me parece algo muy injusto,

algo sumamente absurdo.

En la sociedad de consumo en la que vivimos, en algunas ocasiones, no parecen existir los límites y el exceso nos convierte en auténticos seres efímeros que se dispersan sin control por el espacio vital y personal.

Por eso mismo mucha gente se suicida, come con ansiedad o consume drogas de forma desmesurada; es adicta a los juegos de apuestas o gasta dinero sin pensar, compulsivamente. Por ejemplo: gastos en ropa o en objetos inservibles, perecederos, que se quedan obsoletos en poco tiempo porque no son útiles o se aburre de tenerlos. Esto se llama obsolescencia programada.

Zygmunt Bauman (que nació en Poznań, Polonia, en noviembre del año 1925 y murió en enero de 2017 en Leeds, Gran Bretaña) fue un sociólogo y filósofo de la posmodernidad que clasificó el concepto de “vida líquida”,  refiriéndose a ese estado efímero de permanencia de los automóviles, electrodomésticos, de las relaciones personales, de los trabajos… En definitiva, de cualquier cosa sustituible en el mundo actual.

Papelera llena: restos de basura

Creo que estamos yendo hacia una sociedad individualista, alocada, llena de incertidumbre en sus pensamientos y falta de discernimiento o coherencia en sus actitudes.

Es un objetivo necesario conseguir la educación global en valores humanos, que se ofrezcan y desarrollen las capacidades y aptitudes necesarias para mejorar y aprender en la vida y lograr una sociedad con diversidad de opiniones, sexualidades, formas de entender la realidad cultural, igualitaria y crítica.